Vulnerabilidades: Busca y Encontrarás.

Vale, de acuerdo, no es bueno automedicarse, para eso están los médicos, que son los profesionales de la medicina. Tampoco es una buena idea que levantes el capó de tu coche nuevo y te dispongas a solucionar un problema con la trócola de carburador tal y como te ha aconsejado “un amigo mio que sabe mucho”. Del mismo modo, realizar un análisis de vulnerabilidades lo puede hacer “un amigo tuyo que sabe mucho” o puedes contratar servicios profesionales especializados.

…..Aunque también es cierto que para curarnos un simple catarro no es necesario pedir cita en el Centro de Salud, esperar xxx días a que te den la cita y por último perder la paciencia con el consabido retraso que suele haber en estas entidades, total para que al final te receten una pastilla. Hay casos en los que un tazón de leche con miel suele ser suficiente.

Con esta idea en mente escribo este artículo, con la intención de presentarte algún escáner de vulnerabilidades y hacerte una introducción básica y sencilla a su uso, para que puedas echar un “vistazo rápido” a tus recursos informáticos.

 

ATENCIÓN ATENCIÓN ATENCIÓN.

 

No hagas tonterías. Un simple escaneo de vulnerabilidades puede llegar a considerarse como un DELITO INFORMÁTICO. Realiza estas pruebas sobre tus propios recursos y tus propios equipos informáticos. Si quieres escanear a terceras partes (un amigo, mi empresa, etc.) consigue antes UNA AUTORIZACIÓN POR ESCRITO, que luego las palabras se las lleva el viento.

Entrando ya en materia, para las pruebas voy a utilizar como objetivo un viejo conocido del mundo de la Seguridad Informática: Metasploitable 2.

Metasploitable es una distribución Linux diseñada para ser vulnerable. Suele utilizarse para realizar ejercicios y pruebas del tipo de pentesting (que es lo que nos ocupa ahora mismo) de forma segura y sin tener que recurrir a entornos de producción. Metasploitable se distribuye como máquina virtual de VmWare.

Al ser una plataforma veterana y en la cual prácticamente todos nuestros escáneres van a encontrar algún tipo de vulnerabilidad, espero obtener una gran cantidad de datos sobre los cuales puedan efectuarse “golosas” comparativas.

Metasploitable es software libre y lo puedes descargar desde aquí:

https://sourceforge.net/projects/metasploitable/

Vmware, lo puedes obtener de su página oficial. Para el objeto de este artículo será suficiente la versión PLAYER.

https://my.vmware.com/en/web/vmware/free#desktop_end_user_computing/vmware_workstation_player/15₀

Virtualbox también se comporta correctamente para ejecutar Metasploitable, pero necesita de un proceso de instalación algo más elaborado que el que se emplea con VmWare. En cualquier caso, dejo la elección en tus manos.

VmWare Workstation Player

Una vez que hayamos abierto la imagen de Metasploitable desde VmWare Player, nos vamos a encontrar con las siguientes imágenes.

Tal como indica en la pantalla de inicio de Metasploitable, nos logeamos en el sistema con las siguientes credenciales:

usuario: msfadmin

passwd: msfadmin.

Nuestro objetivo no es “jugar a hacking” en este momento, si no evaluar los resultados de unas herramientas de escaneo. Podríamos lanzar distintos escaneos para averiguar la IP de nuestro Metasploitable, pero resulta más cómodo realizar la consulta desde dentro del sistema:

ifconfig

En este caso, la IP es 192.168.213.128

La red de la máquina virtual está configurada como BRIDGE, lo cual significa que Metasploitable recoge la IP del servidor DHCP de la red (El equipo que distribuye las IP).

En algunas ocasiones, y en función de los escaneos que estemos ejecutando, vamos a saturar la red, provocando denegaciones de servicio. Esto significa que el router estará tan ocupado atendiendo respuestas de nuestros escaneos que no va a poder atender a peticiones de otras máquinas.

Estas máquinas, entre ellas nuestro metasploitable, al sentirse “perdidas y abandonadas”, volverán a pedir una nueva IP, para conectarse a la red.

¿Que quiero decir con todo esto? Que lo más normal durante nuestras pruebas, es que nuestro Metasploitable vaya cambiando de IP, por el motivo que os acabo de explicar, y que si permanentemente estoy escaneando la IP 192.168.213.128 (que es la que tengo en este momento) y no obtengo ninguna respuesta ………. comprobad que la IP siga siendo la misma. Es sorprendente lo sencillo que resulta saturar una red. Por eso resulta tan importante contar con unos dispositivos (cortafuegos, routeres, etc.) que sean de la mejor calidad y tenerlos correctamente configurados. Pero ya hablaré de esto en otro momento.

Es por esto por lo que insisto una vez más: Realizad estas pruebas en vuestros propios entornos controlados.

Y hasta aquí esta primera entrega. En el próximo artículo haré una revisión a Nmap / Zenmap (su entorno gráfico), que aunque no se trata propiamente de un escáner de vulnerabilidades, tienen opciones interesantes que sí permiten trabajar con ellas.

Más adelante iré revisando otros escáneres más centrados en vulnerabilidades como Openvas, Nessus o el propio Metasploit. Estad atentos.

Un saludo.

Raúl Ibilcieta

 

Los Otros (buscadores)

Supongo que no te estoy diciendo nada nuevo si te recuerdo la impresionante cantidad de información que existe en Internet. Da lo mismo si buscas una nueva receta de cocina, el Santoral de tu país vecino, si quieres aprender a planchar una camisa o tienes interés en una nueva forma de atarte los cordones de las zapatillas, seguro que por lo menos una página web en internet te ofrecerá la información que estas buscando.

Hay estudios que cifran en más 1.100 millones las páginas web que existen en internet en la actualidad y unos 3.500 millones de personas que las visitamos habitualmente (40% de la población mundial). Y este es un número que crece diariamente, a un ritmo estimado de 40 a 50 millones de páginas anuales.

Tampoco te revelo nada nuevo si te digo que para poder localizar estos contenidos que te interesan, perdidos entre semejante mar de números, tus mejores aliados van a ser LOS BUSCADORES de internet. Sin ellos, tendríamos que enfrentarnos a interminables listados con nombres de páginas cuyas descripciones no siempre nos serían de mucha utilidad. Los buscadores son una herramienta imprescindible para encontrar información en internet.

Pero estas maravillosas herramientas también tienen su Lado Oscuro. Habitualmente rastrean los historiales de las búsquedas que como usuarios, realizamos en ellos. De este modo consiguen construir un perfil personalizado y único que almacenan en sus gigantescas bases de datos.

    • Nuestra dirección IP da una información precisa de la ubicación geográfica desde donde se está conectando un usuario.
    • El Agente de Usuario es solicitado por algunos buscadores antes de presentar los resultados de la búsqueda realizada. Se proporciona información diversa, tal como el Sistema Operativo, Navegador utilizado, versiones de ambos, plugins, etc.
    • Las cookies, son ficheros que se escriben en el interior de nuestros equipos, donde las páginas web (y por lo tanto los buscadores también) pueden guardar información diversa. Esta información puede ser tan variada como la fecha de nuestro último acceso a la web, direcciones visitadas, términos buscados, búsquedas realizadas con anterioridad o incluso la contraseña de acceso al servicio (¿desea que se recuerde la contraseña?).

patrocinadosCon la adquisición de estos perfiles personalizados las empresas propietarias de los buscadores pretenden monetizar su negocio, adquirir beneficios económicos. La mayor parte de las veces estos buscadores generan publicidad personalizada acorde a las búsquedas que estamos realizando, ya sea en el momento actual o que hayamos realizado con anterioridad, y que forman parte de nuestro historial de búsquedas.

Este es el motivo por el que dos personas distintas que realizan una misma búsqueda obtienen resultados diferentes. Los resultados se ofrecen en función de los datos que se han recolectado sobre el usuario durante su navegación. Así es como se consigue ofrecer a los usuarios de manera personalizada lo que llaman “Publicidad Relevante”.

En otras ocasiones, estos perfiles directamente se venden (total o parcialmente) o se ceden a terceras empresas y agencias de publicidad. Recientemente Google, ha reconocido que entregó datos de usuarios a Agencias de Inteligencia.

La mayor parte de los buscadores que utilizamos habitualmente (Google, Yahoo, Bing, etc.), NO RESPETAN NUESTRA PRIVACIDAD como usuarios. Somos vistos como consumidores cuyos derechos están dictados por los términos de los acuerdos con las compañías tecnológicas.

La reacción de los internautas acerca de la recopilación masiva de datos personales, que dicho sea de paso, no siempre se realiza con la exigible transparencia, ha permitido la entrada a LOS OTROS buscadores de internet. Su mayor baza: La protección de la privacidad del usuario.

Europa es particularmente sensible a los problemas de privacidad. “Para nosotros, se trata de ciudadanos, y los ciudadanos tienen derecho a la privacidad”.

 

https://duckduckgo.com/

DuckduckGo

Dentro de los buscadores que prometen respetar la privacidad del usuario, el más conocido tal vez sea DuckDuckGo.

Es uno de los buscadores de Internet que más ha crecido en los últimos años. Al igual que otros buscadores, DuckDuckGo obtiene los resultados de sus búsquedas de distintas fuentes, entre las que se encuentra Google o Bing. La diferencia con estos últimos es que no registra las búsquedas de sus usuarios para enseñar resultados personalizados.

Una característica de DuckDuckGo son los Bang! , con los que se permite realizar búsquedas en otros buscadores sin salir de DuckDuckGo.

 

https://www.qwant.com/

Qwant

Dentro de los buscadores que respetan la privacidad del usuario, y ya entrando en buscadores europeos, está el francés Qwant!

Tiene una interesante manera de presentar los resultados, divide los resultados web por un lado, las noticias por otro lado, las reacciones en las redes sociales por otro lado y los productos en venta por otro lado distinto.

 

 

https://www.startpage.com/

Otra opción interesante es Startpage. Al igual que los anteriores buscadores, introduce tu búsqueda en Google para posteriormente presentarla.

Tras realizar la búsqueda, le quita las cookies de seguimiento y muestra los resultados de forma anónima al usuario. Ofrece además una característica de proxy, que permite visitar sitios web de forma anónima haciendo clic en la palabra proxy junto al resultado de búsqueda.

Existen otros buscadores que defienden la privacidad del usuario, te recomiendo que los pruebes y elijas el que mas se adapte a tus necesidades. A modo de ejemplo te dejo estos:

 

http://gibiru.com/

La característica más relevante de Gibiru es que se trata de un buscador web que añade el contenido censurado. La privacidad del usuario se resguarda mediante su motor de búsqueda que incluye un proxy anónimo. Dispone de una extensión para Mozilla Firefox, que te ayuda con la búsqueda de contenido no censurado.

 

Los que SI censuran.

¿Como puedo filtrar contenidos inapropiados para mis hijos?. Dentro de LOS OTROS buscadores la privacidad es una característica importante, pero no es la única. Os dejo algunos buscadores especializados en niños los cuales sí hacen un filtro de contenidos antes de presentarlos:

 

Yacy http://localhost:8090

Yacy no es un buscador típico, no está en manos de una empresa la cual marca las directrices a seguir. Yacy es un buscador P2P, distribuido, descentralizado y libre. Igual que las veteranas aplicaciones como emule, Ares, Bittorrent, o como la red TOR, focalizada en el anonimato.

Desde la web oficial de Yacy, https://yacy.net/ nos descargamos la aplicación. Una vez instalada y ejecutada, debemos ir a la siguiente dirección web, la cual se encuentra en nuestro propio equipo: http://localhost:8090

A partir de este momento, nuestro equipo empezará a indexar contenidos de internet, los cuales serán compartidos con otros nodos de la red Yacy. No existe un nodo central. Nadie controla Yacy.

La red no almacenada pedidos de búsqueda del usuario y no es posible para nadie censurar el contenido del indice compartido. Las búsquedas en Yacy se pueden realizar buscando en la base de datos de nuestro propio equipo (con lo cual la privacidad es total) o buscando en otros nodos de Yacy.

 

 

 

En ocasiones resulta algo costoso hacerse a la interfaz de Yacy y las distintas opciones de búsqueda que nos ofrece, pero vale la pena echarle un vistazo.

 

 

 

http://blackle.com/

Es conocido como “El buscador ecológico”. Me explico:

Una pantalla (portátil, teléfono móvil, televisión, etc) cuando está apagada ES NEGRA. En ese momento NO ESTA CONSUMIENDO ENERGÍA ELÉCTRICA. Al conectar nuestros dispositivos, las pantallas se encienden, empiezan a aparecer colores y empiezan a consumir, cuanto mayor es la pantalla, más consume. Según el contenido que se muestra en nuestra pantalla, el consumo también varía. Supongamos que estamos viendo, a pantalla completa, una fotografía en blanco y negro. Supongamos que esa fotografía tiene, aproximadamente la misma cantidad de color blanco de que color negro, un 50%.

Si la mitad de la pantalla está en negro, podemos decir que la mitad de la pantalla (haciendo alguna salvedad) “está apagada”, lo cual significa que la mitad de la pantalla “no consume”.

Google es el buscador más utilizado, con unas 3.000 millones de consultas diarias. Google tiene una interfaz completamente blanca, lo cual significa que nuestras pantallas están consumiendo electricidad “a tope”. ¿Os habéis planteado en alguna ocasión cuánta energía eléctrica se ahorraría en el mundo si Google tuviese una interfaz en negro?. Os presento a BLACKLE

Blackle obtiene sus resultados de Google, y su único objetivo es reducir el consumo eléctrico. De hecho, nos muestra en un banner la cantidad de energía eléctrica que se ha ahorrado hasta el momento.

Sin embargo, hay estudios que demuestran que el distinto consumo según los colores mostrados en pantalla sólo se produce en los antiguos monitores CRT, mientras que en pantallas LCD ya no es real. Son los detractores de Blackle. En cualquier caso, es una opción interesante y vale la pena conocer este tipo de alternativas.

Y con esto llego al final de este artículo. Espero que os mueva la inquietud (sea cual sea la tuya en particular) y que probéis alguna alternativa a los buscadores que venimos utilizando habitualmente. Posiblemente alguno os sorprenda.

Raúl Ibilcieta.

 

 

Si, tu navegador también.

La recolección de información personal puede llegar a extremos insospechados. Somos conscientes (o por lo menos nos lo han avisado en varias ocasiones) acerca del trato que hacen las Redes Sociales de los Datos Personales que introducimos (voluntariamente) en ellas, que las Redes Sociales, a su vez, se nutren de otras aplicaciones como WhatsApp, que hay MUCHAS aplicaciones que instalamos en nuestros smartphones que se dedican a recoger más información sobre nosotros que la que estrictamente necesitan para su funcionamiento (¿para qué necesita una aplicación de LINTERNA acceder a tus contactos, tu agenda o tu localización GPS?).

…. Porque la importancia de toda esta recolección masiva de Datos Personales es doble, por un lado SER CONSCIENTES de que existe, y por otro PODER ELEGIR O NO que se recojan dichos datos.

Por el simple y cotidiano hecho de abrir tu navegador (Firefox, Edge, Chrome, Safari, etc.) desde tu tablet o desde el equipo portátil y navegar por tus webs habituales, tu navegador ya está proporcionando información a las webs que visitamos.

Datos sobre el Hardware, Software, Geolocalización, sesiones abiertas en Redes Sociales, información sobre el Giroscopio de tu Smartphone e incluso los movimientos que haces con el ratón.

Vamos a visitar unas webs que nos van ayudar a ilustrar qué tipo de información estamos compartiendo:

Cuando visita un sitio web, los rastreadores en línea y el sitio en sí pueden identificarlo, incluso si ha instalado un software para protegerse. Es posible configurar su navegador para impedir el seguimiento, pero muchas personas no saben cómo hacerlo.

Tras mostrar esta información, PANOPTICLICK realiza un chequeo en nuestro navegador y presenta unos interesantes resultados .

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Webkay(What Every Browser Knows About You)

“Todos estos datos son accesibles desde cualquier página sin tener que pedir permiso”

  • Localización: Coordenadas geográficas, dirección postal, lenguaje….

  • Software: Sistema operativo, versión del navegador y plugins instalados.

  • Hardware: Desde el fabricante del procesador hasta la batería que le queda a tu móvil.

  • Conexión: Información sobre tu IP pública y local, tu proveedor de internet o la velocidad de descarga.

  • Redes sociales: Redes en las que te encuentras logeado en el momento del test.

  • Clickjaking: Es una técnica fraudulenta la cual engaña a los usuarios para que revelen información personal o tomar el control de su equipo.

  • Giroscopio: Calcula cómo se mueve tu equipo y en función de los sensores de movimiento que detecte, se puede saber si se trata de un ordenador, un móvil o una ‘tablet’.

  • Análisis de la red: Puede realizar un escaneo de tu red interna a la que te encuentras conectado. Entre otras cosas, se puede averiguar qué otros dispositivos hay conectados.

  • Imágenes: Comprueba los metadatos que contienen tus fotografías. Así se puede averiguar información tal como el dispositivo con qué se hizo y cuándo, el lugar, etc.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Por último, una web bastante curiosa. En esta ocasión la web nos indica todos los movimientos que vamos realizando con el ratón, cuándo está detenido, cuándo hacemos clic, cuándo cerramos una página y otra información variada e interesante. No te lo esperabas ¿verdad?.

¿Soluciones?

Si después de visitar estas páginas notas una cierta incomodidad a la hora de navegar por internet, y te planteas si se puede hacer algo para restringir la información que vamos dejando en las webs que visitamos, la respuesta es SI. Algo puedes hacer.

La primera acción para nuestra protección, tal como nos indican las propias webs, se trata de instalar en nuestro navegador algún plugin como DISCCONECT, NOSCRIPT, o PRIVACY BADGER.

A esto podemos añadirle la activación de la NAVEGACIÓN PRIVADA que encontramos en Firefox o Chrome y empezar a plantearnos el utilizar algún servicio de proxy o la navegación anónima a través de Tor, I2p, etc.

Un saludo.

Raúl Ibilcieta.

 

 

¿Porqué contratar un Hacker? (O más de uno)

Hackers: Otro punto de vista.

En Security Labs somos Hackers. Y no se trata de una cuestión de tener la autoestima muy alta, es algo tan sencillo y común como realizar unos estudios, superar el correspondiente examen, y obtener nuestras titulaciones de HACKERS ÉTICOS. ¿Existen titulaciones para ser Hacker?. Así es. Doy por hecho que a más de una persona le romperá sus esquemas mentales, pero así es.

Vamos a consideramos que un “Hack” es un “truquillo”, un consejo, algo que nos puede resolver un problema puntual; por ejemplo el famoso “truquillo” para quitar el olor a ajo de las manos, algo tan simple como lavárselas con agua y sin frotarlas. Un bonito Hack, sencillo, útil y efectivo.

Si consideramos que un Hack es un “truquillo”, un hacker sería alguien que se sabe un montón de “truquillos”. Dicho en lenguaje coloquial, sería alguien “Que se las sabe todas”. Esto ya me gusta más.

Si aplicamos este nuevo concepto de Hacker, resulta que todos conocemos algún hacker. Por ejemplo, Arguiñano o Bárcenas son grandes hackers, son un par de ejemplos de buenos profesionales “que se las saben todas”, eso si, cada uno dentro de su profesión. Arguiñano es un Gran Hacker en la cocina, y Bárcenas ……. también es un gran hacker.

Habitualmente, el concepto de Hacker ha estado relacionado con el vasto mundo de la informática, donde podemos hallar grandes hackers del Photoshop (que los hay), del Access, de la programación, etc. pero habitualmente, cuando hablamos de Hackers a todos se nos viene a la mente el maravilloso e interesante mundo de la CIBERSEGURIDAD. Generalizando un poco (y simplificando mucho), un Hacker sería alguien que se sabe un montón de “truquillos” sobre la Seguridad de los ordenadores.

La CiberSeguridad y las Auditorías.

Una Auditoría es algo habitual en las empresas, existen auditorías externas, auditorías internas, auditorías operacionales, auditorías de sistemas o especiales, auditorías públicas gubernamentales y un sin fin de tipos de auditorías. El objetivo de cualquier auditoría es el mismo: Verificar que todo ocurre de acuerdo a lo planificado.

Dentro de la CiberSeguridad también podemos realizar Auditorías, con el mismo objetivo, que todo esté correcto. Sin entrar en tecnicismos, las auditorías más habituales que me toca realizar suelen ser:

  • Auditorías a SmartPhones. Todos conocemos algún ministro al que le hubiera venido muy bien en su momento haber hecho alguna.
  • Auditorías a páginas web. Corporativas, tiendas onLine, blogs ….
  • Auditorías de la red interna de una empresa. Recordemos que un gran porcentaje de los ataques que sufren las empresas (hay estadísticas que hablan del 70%) vienen de la mano empleados descontentos.
  • Auditorías externas, en las cuales se realiza un “ataque” desde el exterior (pactado previamente con el cliente) donde simulamos ser un ciberdelincuente externo.
  • Auditorías de CiberReputación, en las cuales investigamos la información existente sobre una persona o empresa por internet, posibles inclusiones en Listas Negras, Redes Sociales, etc.

Por supuesto, hay muchos más tipos de auditorías, pero el lector objetivo de mis artículos, como sabéis, es el profesional que utiliza la informática como un medio, una herramienta, como pudiera ser la llave inglesa para el mecánico o el cuchillo para el charcutero. Con esta breve lista quiero transmitiros que cada profesional debe cuidar sus herramientas, y una de tus herramientas es la informática. Cuídala.

Wannacry ha sido un antes y un después en el mundo de la CiberSeguridad. Y la oleada de Malware que ha llegado detrás ha venido a confirmar este cambio. Si grandes monstruos empresariales (léase Telefónica) no se han librado de esta amenaza, significa que nadie estamos libres, tu y yo incluidos. Y parece ser que, por fin, nos lo empezamos a tomar en serio.

Cómo es una auditoría de CiberSeguridad.

Como cabe suponer, cada auditoría es distinta en función del cliente y del tipo de auditoría, pero en general, las fases las podríamos resumir en:

  • Alcance de la Auditoria: Qué se va a auditar y qué limites vamos a poner.

En este punto se firman contratos de confidencialidad sobre la posible información obtenida, se habla sobre los límites legales existentes en cada país/zona y se le informa cliente las acciones previstas.

  • Recolección de Información: En función de la Auditoría, se buscará en distintas fuentes y se usan distintas técnicas. Una de las más habituales que utilizamos es el conocido Phishing (pescando, de pesca) que consiste en enviar correos falsos y llamadas telefónicas falsas, hacernos pasar por clientes (o proveedores, o técnicos, o cualquier otra cosa), e intentar sacar la máxima información posible.
  • Análisis de Vulnerabilidades. Una vez en posesión de toda la información que hayamos sido capaces de recolectar (versiones de sistemas operativos y aplicaciones, horarios y puestos de trabajo de determinadas personas, números de teléfono, emails, nombres de usuarios……) empezamos con la fase de comprobar y planificar los posibles ataques.
  • Explotación de Vulnerabilidades. Esta es la fase en la que realmente “atacamos” nuestro objetivo. Es una fase muy delicada, ya que habitualmente se encuentran debilidades y datos sensibles en las estructuras del cliente. Hay que ser extremadamente cauteloso para no llegar a bloquear un servicio. No puede llegar a producirse un “parón” informático en un hospital o en una entidad bancaria por culpa de una mala práxis del Auditor. NO PUEDE. La profesionalidad en esta fase de Explotación debe ser exquisita.
  • Informes. En esta fase de la Auditoría nos reunimos con el cliente y le explicamos con todo lujo de detalles cómo hemos realizado el trabajo, cómo hemos realizado las llamadas telefónicas, en qué Redes Sociales hemos encontrado la información, qué herramientas hemos utilizado para comprobar sus redes y dispositivos, y todo lo que el cliente requiera conocer.

Adjuntamos dos informes donde se refleja todo lo ya expuesto al cliente. El primero de estos informes es el Informe Ejecutivo donde reflejamos en un lenguaje no técnico y sin entrar en demasiados detalles, todo el trabajo realizado; este informe está oriendo al usuario “no informático”. El segundo es el Informe Técnico donde se detalla en profundidad todos los hallazgos y se sugieren posibles soluciones. Este informe está pensado para los técnicos que deben solventar los problemas hallados.

¿Qué gana con todo esto la empresa auditada?

  • Tranquilidad:
    • Cumples con la Legislación Vigente.
    • Te puedes dedicar a hacer tu trabajo, el sistema informático está bajo control.
  • Reputación:
    • Tus clientes ven que te preocupas, y saben agradecerlo.
    • No toda tu competencia se preocupa por la CiberSeguridad.

Cuidado, no nos confiemos. Todos los días salen nuevas vulnerabilidades. TODOS LOS DÍAS. La Seguridad Informática, al igual que las flores, hay que cuidarla a diario, el hecho de que hoy hayamos solucionado nuestras vulnerabilidades, no significa que pasadas dos semanas podamos volver a estar en riesgo. Del mismo modo que pasamos revisiones a nuestros vehículos, o vamos al médico a revisar periódicamente nuestra salud, del mismo modo debemos hacer revisiones regulares de todo nuestro sistema informático.

¿Quién realiza este trabajo?

Y con esto volvemos al titular de este artículo ¿Porqué contratar a un Hacker?. La respuesta es evidente: ¿Quien mejor que alguien “que se las sabe todas” para localizar problemas dentro de tus sistemas?.

Un saludo.

Raúl Ibilcieta.

Cifrado Asimétrico.

“Es personal. Es privado. No le incumbe a nadie más que a ti. Puede que estés planeando una campaña política, discutiendo tus impuestos o hablando con un amor secreto. O puede ser que te estés comunicando con un disidente político en un país represivo. Sea lo que sea, tú no quieres que tu email privado o documentos confidenciales sean leídos por nadie más. No hay nada malo con revindicar tu privacidad”.

Así empieza “Por qué escribí PGP“, la declaración que Philip Zimmermann incluyó en el manual de ese sistema cifrado que creó en 1991.

¿Quien necesita anonimato?

Las personas siempre tenemos “algo que esconder” algo que queremos mantener al margen del resto de la sociedad. Todos y todas tenemos nuestras vidas personales, conversaciones íntimas con amigos, informes médicos, informes bancarios, filiaciones políticas, religiosas y de diversas índoles … y en resumidas cuentas, una cantidad importante y creciente de “Datos Sensibles”.

Cuando alguien opina que “no tiene nada que esconder”, y que “no le importa que le vigilen”, que no le importa la privacidad, es como si dijese que no tiene nada que decir y por lo tanto no le importa la libertad de expresión. Todos tenemos derecho a la privacidad.

Periodistas, víctimas de delincuentes, clientes descontentos, personas discriminadas por motivos de raza, nacionalidad, genero, religión, afiliación política, etc. víctimas de abusos sexuales, personas con problemas de adicciones que buscan ayuda por internet, enfermos buscando consejo, trabajadores intentando denunciar malas condiciones laborales o crear un sindicato, activistas de todo tipo o cualquier persona que haya sufrido abusos de poder o que se hayan sentido vulnerables por múltiples causas … Puedes aportar tu granito de arena a esta lista.

¿Qué es el cifrado?

El cifrado es un proceso de transformación de la información con objeto de alterarla hasta el punto de hacerla incomprensible. Esta información tratada de esta forma no se pierde en absoluto, si no que puede ser recuperada posteriormente (descifrada).

Este proceso de transformación se realiza a través de un algoritmo (una fórmula matemática). Así nuestro objetivo último es proteger nuestra información, ocultarla de miradas indiscretas.

Criptografía de clave única o simétrica.

Es el sistema tradicional que se ha venido utilizando desde “el origen de los tiempos” para ocultar información. Hasta 1976 era el único existente. En este sistema se cifra una información utilizando una única clave conocida por los dos interlocutores. La información cifrada sólo puede descifrarse conociendo la clave secreta con la cual se cifró.

Esta clave única utilizada tanto para cifrar como para descifrar la información es un secreto compartido entre quien envía el mensaje y quien lo recibe. Y esto supone un grave problema.

Supongamos que participo en un juego de rol. El juego se desarrolla con participantes que se hallan en distintos países del mundo, no hay posibilidad de un encuentro físico. En un momento puntual tengo que enviar una información muy importante por correo electrónico a mis compañeros. Lógicamente, el equipo (o equipos) contrarios NO TIENEN QUE ACCEDER A ESTA INFORMACIÓN.

Así que envío un correo cifrado a mi Sede Central. Si el equipo contrario logra interceptar el mensaje, no serán capaces de leerlo, ya que me he tomado la molestia de cifrarlo. Pero, ¿Mis compañeros serán capaces de leerlo?. No. Tampoco podrán leer mi mensaje hasta que lo descifren, y para ello necesitarán la clave con la que yo lo he cifrado. Y éste es el problema: No puedo mandar la contraseña por correo electrónico porque el equipo contrario podría interceptar la clave del mismo modo que interceptó el mensaje cifrado, y con ello acceder a la información secreta.

La clave secreta compartida constituye una vulnerabilidad que ha sido resuelta por el cifrado asimétrico.

Sí que existen ocasiones concretas en las que las limitaciones del espacio físico no supongan un problema. Por ejemplo, si mi juego se desarrollase en una única ciudad durante un fin de semana, sí que existiría la posibilidad de quedar a tomar un café y entregar en mano (y de forma segura) la clave secreta a nuestro compañero. Hoy día, el cifrado simétrico sigue siendo muy usado y respetado.

Criptografía de clave pública o asimétrica.

Los sistemas de cifrado de clave pública o sistemas de cifrado asimétricos se crearon con el fin de evitar el problema del intercambio de claves de los sistemas de cifrado simétricos. En estos sistemas se utilizan dos claves distintas para cifrar y para descifrar el mensaje. Ambas claves tienen una relación matemática entre sí, y las dos claves pertenecen a la misma persona.

Cualquiera de las dos claves servirían para cifrar la información, pero solamente se descifraría con la otra clave.

Una de estas claves debe estar siempre a buen recaudo, es la llamada clave privada y la otra puede repartirse libremente por internet, por correo electrónico, etc. Es la llamada clave pública.

Cuando alguien quiera mandarme un mensaje cifrado, (es decir, para que yo pueda recibir ese mensaje cifrado), primero deberá conseguir mi clave pública. Puedo enviarla por correo, no supone ningún problema. Una vez obtenida mi clave pública, podrá cifrar un mensaje y mandarlo por internet. Únicamente quien tenga la otra clave (la clave privada) será capaz de descifrar ese mensaje. Y se supone que la clave privada solo la tengo yo.

Volvamos a mi juego de rol: Yo pertenezco al equipo azul (somos los buenos) y tenemos nuestra Sede Central en París. Nuestros agentes se despliegan por todo el mundo (Nueva York, Austria, Pekín, etc.) Yo tengo una misión en Rio de Janeiro, Brasil.

Para enviar un mensaje a mi Sede en París, me descargo de internet la Clave Pública de mi organización. Con ella cifro un mensaje y lo envío por e-mail convencional. El equipo rojo (los malos) interceptan todas nuestras comunicaciones, por supuesto, incluido mi correo cifrado. El equipo rojo es bueno y conoce el asunto de las claves, así que también han descargado desde internet la misma clave pública que tengo yo. Sin embargo, no podrán descifrar mi mensaje, ya que esto sólo se puede realizar con la clave privada. La clave privada está a buen recaudo en manos de la Sede Central en París. La información llega segura.

Resuelto el primer problema, hay que resolver el segundo: la Sede de París quiere contestar a mi mensaje. Toda información que se cifre con la clave privada (en poder de la Sede de París) podrá ser descifrada con la clave pública. Y esta clave pública la tengo yo, pero también la tiene el equipo rojo: Problemas.

ESTE SISTEMA SÓLO SERVIRÍA PARA QUE PARÍS RECIBA CORREO.

Yo puedo mandar a París información segura, pero París no puede mandarme a mí información segura. ¿Entonces que hago?. La solución pasa por CREAR MI PROPIO PAR DE CLAVES. Una pública y una privada. Es por esto que antes he comentado que LAS DOS CLAVES PERTENECEN A LA MISMA PERSONA. París tiene su clave pública y su clave privada, lo cual le permite RECIBIR correos cifrados seguros. Yo necesito mi propio par de claves (pública y privada) para recibir correos seguros. Mi clave pública la pondré en internet o la mandaré por correo a todo el mundo y la clave privada es solo mía. ¿Qué ocurriría si el Equipo Rojo consigue mi clave pública?. En realidad, nada. Ellos podrían cifrar un mensaje que sólo yo sería capaz de descifrar. No es muy grave.

En resumen, con el cifrado asimétrico el problema del secreto compartido (la clave única) se resuelve: los mensajes se cifran con una clave pública, pero solo el receptor podrá descifrarlo con su clave privada, que en teoría nadie más posee.

Con este sistema de Clave Pública también se posibilita la Firma Digital. Un mensaje firmado con la clave privada del remitente puede ser verificado por cualquier persona que tenga acceso a la clave pública, y esta clave (la clave pública) estaría disponible para todo el mundo. Se asegura así que el mensaje no ha sido alterado y garantiza la autenticidad del mensaje.

Aplicaciones del cifrado

He hablado de cifrar contenidos y , un poco por encima, de la Firma Digital, pero hoy día el cifrado se usa en muchas situaciones en las que es de fundamental importancia mantener el secreto.

Así, podemos encontrar criptografía:

  • Al identificarse en cualquier página web
  • Al votar en las elecciones a través de Internet
  • Al pagar en Internet con una tarjeta de crédito
  • Al recibir y enviar correos electrónicos
  • Al guardar documentos confidenciales
  • Al comprobar la integridad de un archivo

Voy a dejar para más adelante la forma de implementar toda esta tecnología en nuestros equipos y en nuestro día a día, pero para los impacientes, os dejo un par de enlaces.

https://securityinabox.org/es/

https://www.gpg4win.org/

Un saludo.

Raúl Ibilcieta.

ce087bb1b7c6ddedf860ae03d0ef3571
(Contraseñas Seguras)

Una contraseña o clave es una forma de autentificación que utiliza información secreta para controlar el acceso hacia algún recurso. La contraseña debe mantenerse en secreto ante aquellos a quien no se les permite el acceso. A aquellos que desean acceder a la información se les solicita una clave; si conocen o no conocen la contraseña, se concede o se niega el acceso a la información según sea el caso.

En la era tecnológica, las contraseñas son usadas comúnmente para controlar el acceso a sistemas operativos de computadoras protegidas, teléfonos celulares, decodificadores de TV por cable, cajeros automáticos de efectivo, etc.

(Wikipedia)

Que la mayoría de las personas no profesionales de la informática no son verdaderamente conscientes de lo fácil que puede resultar acceder a sus contraseñas, es un hecho.

Cualquier persona que sepa moverse mínimamente por internet, tiene a su disposición una innumerable cantidad de aplicaciones y recursos que le van a permitir lograr sus objetivos, es decir, las codiciadas contraseñas.

En uno de los múltiples ataques contra la integridad de los usuarios que habitualmente suceden en internet, se vieron comprometidas millones de contraseñas de LinkedIn. Para nuestra sorpresa (o no) resultó que la contraseña más utilizada era “password” (contraseña).

Por puro sentido común, esta “contraseña” quizá sea también, la mas utilizada en otras Redes Sociales u otros servicios. ¿Qué ocurriría si existiesen personas que utilizasen las mismas contraseñas en distintas comunidades digitales?. Ocurriría que sería extremadamente sencillo, una vez destapada la contraseña de cualquiera de ellos, el poder acceder a toda la “vida digital” de un individuo tan poco precavido.

A primera vista podría pensarse que resultaría un trabajo de proporciones bíblicas ponerse a comprobar todos los servicios que existen en internet…… Facebook, Paypal, cuentas bancarias, Google, etc. pero en realidad, hay muchas herramientas y servicios online donde poder apoyarse para realizar estas actividades.

 

 

Uno de los lugares de referencias más conocidos (aunque hay otros muchos) es haveibeenpwned.com. Desde este site podemos comprobar si alguna de nuestras cuentas de correo ha sido comprometida.

Tienen también un servicio para comprobar contraseñas.

 

 

En el caso de que, efectivamente, alguna de nuestras cuentas de correo se haya visto comprometida, y nuestra contraseña haya pasado a “dominio público”, nos presentará un listado de los servicios online, en los que hay constancia de haber sido vulnerados, junto a una breve explicación de la misma.

En la imagen del ejemplo, mi cuenta de correo se ha visto comprometida en los servicios de Adobe o DropBox, entre otros.

 

Desde esta misma página web, podríamos descargarnos de forma gratuita la base de datos con las contraseñas que han sido comprometidas. Eso si, tal como explican, estas contraseñas están CIFRADAS.

El hecho de que estas bases de datos contengan CONTRASEÑAS CIFRADAS, podría darnos un falso “margen de confianza”, un balón de oxígeno que nos hiciese albergar alguna esperanza. Nada mas lejos de la realidad.

 

 

Existen aplicaciones como Hashcat especializados en descifrar contraseñas. Es una cuestión de tiempo (y de potencia de cálculo informático).

Otra opción sería dar un “paseo” por la Deep Web, lo cual nos proporcionaría varias de estas bases de datos con contraseñas ya descifradas.

 

Otra variante que los cibercriminales utilizan para de acceder a los servicios online de forma no autorizada, sería a través de ATAQUES DE DICCIONARIO o por FUERZA BRUTA.

Existen multitud de páginas web desde donde podemos descargar diccionarios para realizar estos intentos de acceso.

 

Las capturas de pantalla corresponden a un sitio en GitHub, donde podemos encontrar diccionarios bastante actualizados (14 días de antigüedad) y que nos ofrecen las “posibles” contraseñas de lugares como Ashley-Madison, Adobe o 000webhost.

 

¿Y que hacemos una vez que tenemos un diccionario con varios miles de palabras? ¿probarlas una a una?. No es necesario. Para estas labores existen aplicaciones como HYDRA.

Hydra es una aplicación especializada en contraseñas.

Como se puede apreciar en la captura adjunta, podemos especificar un único objetivo (en este caso Google) o podríamos indicarle un fichero con un listado de lugares que quisiéramos comprometer.

El tipo de protocolo que vamos a comprobar sería el de “formulario de página web”. Cualquier formulario de cualquier web.

 

En esta captura de pantalla vemos cómo se puede indicar un único nombre de usuario, o una lista con varios nombres de usuario.
En la siguiente sección podemos especificar una única contraseña o un listado de contraseñas.

Y en el caso de no poder conseguir el acceso con los diccionarios que tenemos, todavía queda la opción GENERATE. Esta es nuestra opción de FUERZA BRUTA.

 

Con la opción GENERATE vamos a crear contraseñas con FUERZA BRUTA. Es decir, se empieza con la letra a, se continúa con la b, c, d … tras esto se continúa con los números, posteriormente pasamos a combinaciones de 2 letras, letras y números, 3 combinaciones, 4 combinaciones …… y se seguirían probando distintas combinaciones por orden y a gran velocidad, hasta obtener algún resultado.

Concretamente, en la imagen se muestra 1:11:aA1 Esta instrucción da 3 indicaciones, las cuales están separadas por dos puntos(:)

Probar contraseñas de una longitud mínima de 1, una longitud máxima de 11 y los dígitos a comprobar son TODAS las letras minúsculas (a) TODAS las letras mayúsculas (A) TODOS los números (1).

Si. Posiblemente tu contraseña, tarde o temprano, sea desvelada por la Hydra.

Y ante semejante panorama….. ¿Qué podemos hacer?

  • Evitar palabras que existan en el diccionario. En la web se pueden encontrar diccionarios con los personajes de películas, libros, futbolistas, etc. Incluso tenemos diccionarios con las peores 500 contraseñas del año.
  • No dejar nunca las contraseñas que vienen por defecto.
  • No utilizar nunca las mismas contraseñas en distintos sitios. SIEMPRE contraseñas distintas. Si cae un sitio, caerán todos.
  • Cambiar las contraseñas de forma periódica. En el caso de haber sido comprometidas, volvemos la cuenta a 0.
  • Utilizar contraseñas SEGURAS.
  • Nunca revelar las contraseñas a nadie.

Aplicaciones como Hydra, a pesar de toda su potencia, no son perfectas y tienen sus limitaciones. En la captura de pantalla anterior, vemos que, con los parámetros que le habíamos indicado, se van a generar MAS DE 4 BILLONES DE CONTRASEÑAS. Hydra se bloquea.

Hydra tampoco puede gestionar diccionarios con más de 50 millones de palabras simultáneamente.

A todo esto, debemos añadir el tiempo que hydra necesitaría para comprobar estas más de 4 billones de posibles combinaciones (varios años).

Es de VITAL IMPORTANCIA crear contraseñas que:

  • Incluyan minúsculas, mayúsculas, números y símbolos especiales (asteriscos, llaves, corchetes, etc.)
  • Tengan una longitud mínima de 8 caracteres.
  • Cambiarlas todos los meses. Hydra es una aplicación gratuita que se puede descargar libremente de Internet. Organizaciones de Ciberdelincuentes profesionales, utilizan herramientas profesionales. Está estipulado que en un plazo de 100 días pueden comprometer contraseñas seguras. La mejor opción es cambiar nuestras contraseñas antes de que venzan estos plazos.

Soluciones.

Una buena opción es utilizar GESTORES DE CONTRASEÑAS. Los cuales nos van a permitir generar contraseñas seguras y poder almacenarlas de forma adecuada.

La filosofía de estas aplicaciones es que, bajo el amparo de una contraseña principal, vamos a tener una cartera con todas nuestras contraseñas.

Como de costumbre, hay varias alternativas. Yo utilizo Keepass.

Bajo una contraseña general, podemos almacenar de forma segura, todas nuestras contraseñas.

 

 

Una de sus opciones más interesantes es un GENERADOR DE CONTRASEÑAS SEGURAS.

 

En este ejemplo he elegido como opciones una longitud mínima de 20 caracteres, dentro de los cuales deben incluirse Mayúsculas, minúsculas, números, espacios en blanco, símbolos especiales y brackets.

En base a estas opciones, nos genera una contraseña que posteriormente guardará de forma segura y cifrada en nuestra cartera.

 

 

En definitiva, que cada vez más, hemos de proteger nuestros activos en la era digital, y una de las medidas principales es tomarse en serio el uso de las contraseñas y hacer caso de las recomendaciones y buenas prácticas.

Raul Ibilcieta.

DESAPARECER DE INTERNET

El Derecho al Olvido

¿Qué sucede con los perfiles en las redes sociales cuando fallece una persona? ¿Qué ocurre con su correo electrónico personal? ¿Y con la información suya que se ha ido acumulando en el ciberespacio? Blogs, vídeos, comentarios… ¿Permanece indefinidamente “en las nubes”?.

En la actualidad, Internet es un registro de nuestra vida, tanto de la pública como de la privada, de la laboral y de la personal. Basta con una consulta en cualquier buscador o en una red social, y podemos encontrar abundante información sobre nosotros mismos.

Sin ser verdaderamente conscientes de ello, vamos acumulando registros a servicios o páginas web de los que luego, raramente hacemos uso. Darnos de alta nunca suele ser un problema, pero ¿realmente nos preocupamos en alguna ocasión de darnos de baja de estos servicios cuando ya no nos resultan de utilidad? Nombre, apellidos, dirección física, correo electrónico, fecha de nacimiento… nuestros datos quedan almacenados en servidores de servicios que, transcurridos unos años, ni recordamos habernos suscrito.

Y lo realmente importante es que algunos de estos datos pueden afectar a nuestra intimidad y/o privacidad. Pueden llegar a ocasionar problemas personales y profesionales, ya que son susceptibles de utilizarse con fines distintos para los que fueron publicados. En un mundo tecnológico como el que vivimos, nuestra reputación en Internet es fundamental. Un comentario negativo puede arruinar la más brillante de las trayectorias profesionales. Noticias como las de las fugas de datos que han sufrido -entre otros- Facebook, hace que nos cuestionemos el tipo y la cantidad de información personal que tenemos cada uno de nosotros “flotando” en la nube.

Todos estos, y otros muchos, son motivos suficientes por los cuales, en los últimos años, ha ido en aumento el número de personas que reclaman su derecho a desaparecer de internet. Cada vez hay más y más personas que desean eliminar el rastro digital que a lo largo de su vida se ha ido acumulando en el mundo virtual.

El Artículo 18.4 de la Constitución Española refleja que:

“La Ley limitará el uso de la informática para garantizar el honor y la intimidad personal y familiar de los ciudadanos y el pleno ejercicio de sus derechos.”

Basándonos en el Derecho a la Privacidad, cualquier información se puede eliminar y evitar que aparezca en los buscadores.

Llegados a este punto, si todos estos argumentos te han hecho reflexionar acerca de la información personal que tienes flotando en el ciberespacio y has tomado la decisión de desaparecer de internet puedo darte algunos consejos para conseguirlo. Es importante que seas consciente de las implicaciones que conlleva esta decisión.

  • La mayor parte del camino que vamos a recorrer no se puede deshacer. No hay vuelta atrás. Es un camino único de ida. Esto significa que perderás información, renunciarás a cualquier presencia comercial que hayas desarrollado en internet, perderás tus cuentas e incluso perderás la oportunidad de reiniciarlas o volver a darlas de alta con el mismo nombre.
  • Asume que hay cosas que no podrás borrar. Lo mejor es aceptar la realidad y seguir adelante. El proceso no es tan simple como debiera ser, y lo más seguro es que no puedas borrarte completamente. Aún así, puedes intentar minimizar tu presencia Online.
  • Algunos sites usan técnicas de “chantaje emocional” para intentar que no abandones sus servicios. Mensajes del tipo “todos tus amigos te echarán de menos” están orientados a hacerte dudar, y en última instancia, a que retrases tu decisión. Un sitio web no quiere perder tu patrocino.

Si estás dudando, consigue fotos de tus amigos de tu vida real, ponlos en tu escritorio, y luego presiona la tecla de borrar. Llama a tus amigos reales para tomarte algo con ellos y cuéntales lo que acabas de conseguir. Pronto lo habrás superado.

  • Algunos webmasters intentarán defenderse argumentando su derecho de mantener la información pública al alcance de todos. Cuando trates con ellos, sé amable y explícales el porqué quieres eliminar tus datos. Es posible que te tengan en cuenta y lo hagan. Sé persistente, es un camino largo. Si lo consideras oportuno, busca la ayuda de alguna organización defensora de la privacidad. Y si tus necesidades son realmente importantes, contrata servicios profesionales o un abogado especializado.

… Y ahora es el momento de pasar de las palabras a los hechos.

Eliminar Cuentas.

Existen varias webs que permiten buscar a lo largo y ancho de internet cualquier lugar donde hayas podido tener una cuenta o un perfil. Tienes acceso desde ellas y en algunos casos, hacen una valoración de la dificultad existente para darse de baja del servicio.

Puedes ayudarte de “buscadores de identidad” para más tarde solicitar el “derecho al olvido”

Unos ejemplos prácticos:

Google:

Google pone a nuestra disposición un formulario desde donde podremos solicitar la eliminación de nuestros registros.

Retirada en virtud de la ley de privacidad de la UE 

Retirar información de Google

Si lo que deseas es darte de baja de todos (o algunos) de los servicios de la compañía, debes ir al menú Mi Cuenta, desde allí accederás a Eliminar tu cuenta o determinados servicios”. Puedes hacerlo desde este enlace.

Facebook:

Desde el menú de Configuración de tu perfil, accede al apartado General. Al final de todas las opciones ofrecidas, aparece el enlace desactivar cuenta. Al hacer clic en este enlace, se van sucediendo una serie de indicaciones que te ayudarán a completar el proceso.

Aquí te dejo el enlace.

Twitter:

Accede a la configuración del perfil, dentro del apartado Cuenta, está el enlace Desactivar mi cuenta. Al igual que en Facebook, se iniciará un proceso que concluirá con la eliminación de nuestra cuenta.

Desactivar la cuenta.

Buscarnos en Buscadores.

Aunque existen otros muchos, los buscadores más recomendables para buscarnos son:

Busca elementos como el nombre, apellidos, alias o nicks que puedas tener, correos electrónicos, direcciones, números de teléfono… incluso amigos. Échale un poco de imaginación y piensa como pensabas hace unos años. Seguro que te llevarás alguna sorpresa.

Una vez halladas tus “nuevas cuentas” el proceso será similar a los anteriormente descritos: logearte y eliminar la cuenta.

OSINT (Open Source INTelligence), es un conjunto de técnicas gracias a las cuales, y utilizando diversas aplicaciones y servicios, se puede conseguir información de todo tipo desde Fuentes Abiertas (Buscadores, Redes Sociales, etc). Te aconsejo el curso gratuito de Ciberpatrulla. Te resultará muy útil para seguir tu propio rastro en el CiberEspacio.

¿Quieres aprender a obtener información de fuentes abiertas?

Cambiar nombres en las cuentas imborrables.

Ya lo sabías desde el principio. La eliminación de tu huella digital, el borrado de TODOS tus datos te está resultando misión imposible. En esos casos en los que no es posible eliminar tu información personal, todavía queda una opción: Sustituir toda la información que se encuentra en el Site por otra nueva. Aunque no hayas podido hacer desaparecer esa parcela de tu vida de esa parte de la red, sí habrá quedado anonimizada. Te dejo un enlace que te ayudará a obtener “una nueva identidad”.

Su identidad generada de forma aleatoria

Servicios Profesionales.

Si todas estas indicaciones te resultan complicadas y farragosas, si has perdido la paciencia y empiezas a desmoralizarte, no tires la toalla todavía. Existen empresas dedicadas a eliminar datos personales en la red y su posterior mantenimiento. Sus costos rondan los 100-150 € y tienes la seguridad de que estás tratando con profesionales:

Neverending History.

Una vez más, te recuerdo que debes tener mucha paciencia durante este proceso. Tómatelo como una maratón. No esperes completarlo en un día.

Si se te hace duro aceptar que hay algunas cosas que no se pueden borrar permanentemente de Internet, deja pasar un tiempo y dentro de un mes (o de un año) Vuelve a intentarlo.

No olvides:

  • Darte de baja de las listas de distribución de correo electrónico.
  • Ponerte en contacto con los webmaster si es que hay informaciones que no puedas o sepas hacer desaparecer. Sé amable con ellos.
  • Solicitar a las empresas que se dedican a comprar y vender información de los usuarios que borren la información relativa a tu persona.
  • Recuerda pedir que borren tu información en las guías telefónicas online.
  • Elimina tus cuentas de correo electrónico.

Si consideras que los resultados que has obtenido no son los que deseabas, compara cómo estabas cuando iniciaste este proceso, y cómo estás ahora. Por muy poco que creas haber conseguido, ahora estás mejor: ha sido un gran triunfo.

Enhorabuena.

Raúl Ibilcieta.

Bitcoin: El color de mi Cristal.

¿Qué es Bitcoin?

 

La tecnología Bitcoin, en contra de la opinión general, no es una moneda. Es un PROTOCOLO. Un lenguaje, una manera más de intercambiar información, como lo puede ser, por ejemplo, el correo electrónico.

Supongamos que estamos trabajando con el protocolo “e-mail” (que conocemos todos), y que está específicamente diseñado para enviar y recibir correos electrónicos. Supongamos que tengo en mi equipo 3 fotografías de mi gato Luki. Luki es nuevo en la familia y quiero presentarlo a mis amigos.

Utilizando el protocolo de correo electrónico, podría enviar mis 3 fotografías a 5 de mis amigos. Podría enviar mis fotos de Luki a los cinco: Juan, Pedro, María, Fernando y Marta. Todos podrían conocer a Luki, y lo más bonito de todo es que yo seguiría teniendo mis fotos originales.

Si yo quisiera enviar las mismas fotografías utilizando el protocolo “bitcoin” en lugar de utilizar el protocolo “e-mail”, la cosa cambia. Si enviase una foto a Pedro, YO ME QUEDARÍA SIN MI FOTO. Mi foto de Luki desaparecería de mi equipo y pasaría a estar en el equipo de Pedro. Al igual que en el mundo físico, si te doy algo, yo lo pierdo. Nunca podría repartir mis 3 fotos entre mis 5 amigos. Alguien se quedaría sin conocer a Luki. Terrible.

¿Y qué ventajas tiene esto? ¿Para qué puede servir semejante comportamiento?. Para el voto electrónico, por ejemplo.
Supongamos esta vez que, en vez de 3 fotos de Luki, tengo 3 VOTOS, y que en vez de 5 amigos, tengo 5 Candidatos a la Presidencia.
A partir de este punto se abre un mundo de posibilidades.

 

Como cabe esperar, “Bitcoin” dispone de todo tipo de seguridad, de anonimato, de controles, etc. que posibilitan este tipo de transacciones. Los detalles técnicos podéis encontrarlos en cualquier otro artículo que hable de Bitcoin.

Ahora que tenemos todas las cartas encima de la mesa, es sencillo comprender que, del mismo modo que a alguien se le ocurrió utilizar el protocolo “bitcoin” para hacer voto electrónico, a alguien se le ocurrió que se podría utilizar como “monedas” para comprar y vender.

Tenía que ser con Bitcoin ¿Os imagináis que se pudiese comprar cosas con el protocolo “e-mail”? Tengo 5 monedas, me gasto 3…. y sigo teniendo 5 monedas. !!!FANTASTICO !!!

 

 

La Historia del dinero.

En un principio fue el trueque, el “intercambio” de cosas y/o servicios. Con el tiempo se introdujeron las primera “monedas”, que fueron piedras, collares, amuletos, o cualquier otro elemento que tuviese una aceptación social. El oro y plata empezaron a tomar una posición predominante como “moneda de cambio” (hoy día, el oro se sigue considerando como “refugio financiero”). Llegó “el papel”, billetes, contratos, valores …. el dinero de plástico, en forma de tarjetas…. Y ya por último (de momento) el dinero virtual de la mano de Internet.

Y no tiene solución. No hay vuelta atrás. No se puede luchar contra el progreso. El dinero “físico”, tiende a desaparecer. De hecho, a día de hoy, está limitada la cantidad de dinero que se puede pagar “en efectivo” (2.500 € en España), por lo tanto tenemos que mover “dinero virtual”. Es para luchar contra el Fraude Fiscal.

Es para tener un mayor control.

 

 

El control del dinero.

¿Quien controla el dinero? El Banco Central de cada país. Cada uno su moneda. El Euro lo controla el Banco Central Europeo. ¿Quién controla Bitcoin? Los mismos que lo fabrican: TU Y YO.

¿Recuerdas E-Mule? ¿Kaaza? ¿Ares?. Seguro que si. Todavía se utilizan. Fueron (son) unas aplicaciones que utilizan el protocolo “p2p” para intercambiar ficheros de forma DESCENTRALIZADA. Cada uno nos instalábamos una aplicación en nuestro equipo y el resto “iba solo”.

Bitcoin funciona parecido, pero con una salvedad: Utilizamos DOS APLICACIONES. Me explico:


La aplicación principal que nos descargamos es el MINERO. Tiene versiones para Windows, Mac, Linux, Android, etc. y es gratis.

Este minero tiene una función doble. Por un lado “FABRICA” los bitcoins (nuevamente os remito a cualquier otro artículo sobre bitcoins) y por otro lado, CONTROLA dónde están los Bitcoins fabricados. Todos estos mineros que están dispersos por intenet (instalados en TU ordenador o en MI SmartPhone), al igual que Emule o Kazaa, trabajan descentralizados, se sincronizan y controlan los Bitcoins existentes. La supervisión de dónde están, cuántos hay, transacciones de compra-venta, todo lo supervisan ellos.

¿Y dónde están los bitcoins? Aquí entra la segunda aplicación: en LAS CARTERAS de bitcoin. Nuevamente son aplicaciones gratuitas con versiones para Windows, Mac, Linux, Android, etc.

Si quieres entrar en el mundo Bitcoin, necesitarás una CARTERA, donde almacenar tu dinero. Hay mil variedades de carteras con sus ventajas e inconvenientes. Quizá para otro artículo.

El MINERO no es necesario que lo instales, a no ser que quieras “fabricar” bitcoins.

Volviendo a nuestra pregunta:

¿Quien controla los Bitcoins? LOS MINEROS.

 

 

¿Qué puedo comprar con Bitcoins? ¿Dónde puedo comprar?

La primera pregunta que suelen hacer los detractores de Bitcoin es conocida por todos: “¿Puedo bajar al bar de la esquina y pagar una caña con Bitcoin? Pues menuda xxxxx “.

Cierto. No puedes salir al PintxoPote y pagar con Bitcoins. Pero tampoco puedes pagar con Dólares, con Yenes japoneses o con Pesos Mexicanos. Ni en el PintxoPote, ni en el súper, ni en la gasolinera. Y eso no convierte a este dinero en una xxxxx. Cada moneda tiene su ámbito.

¿Has ido alguna vez de rebajas? ¿Cuántas veces pasa que compramos un pantalón y luego hay que devolverlo?. Hay lugares donde se devuelve el dinero, hay otros donde te dan UN VALE. En muchos supermercados y comercios, como forma de fidelización, también se distribuyen vales de descuentos.

Y estos vales, realmente SON DINERO. Un dinero muy concreto que se puede gastar dentro de unas circunstancias muy concretas. No puedes gastarte un vale del supermercado “azul” en una cadena de supermercados “rojo”. No puedes gastar Pesos mexicanos en el PintxoPote del casco viejo.

Del mismo modo, si quieres gastar tus bitcoins, tendrás que buscar comercios donde acepten bitcoins. Los hay por todo el mundo y con ofertas de todo tipo de productos. Como de costumbre, una búsqueda en google puede ayudar.

 

 

¿Tiene futuro bitcoin?

Bitcoin tiene PRESENTE. Desde 2013 cotiza en bolsa, y se puede operar con él de manera perfectamente normalizada. (www.plus500.es). Se empieza a regular el pago de impuestos (Análisis jurídico de la facturación en bitcoins y el IVA aplicable), ya existen los primeros cajeros donde operar con bitcoins, y cuando entras a una oficina de cualquier entidad bancaria y preguntas por Bitcoins, ya no miran con cara rara (en algunos sitios). Por lo menos saben que existe.

¿Y porqué seguimos teniendo “Opinadores Profesionales” que aparecen en “programas de Txitxinabo” que hablan de lo que no saben (y eso que saben DE TODO) y que desprestigian al bitcoin relacionándolo con delincuencia, drogas, delitos y demás?. Hay dos posibilidades:

  • Por ignorancia.
  • Porque el Bitcoin no lo controlan los Gobiernos (lo controlan los mineros) y esto “se puede ir de las manos” (Dinero “B”, Evasión de impuestos, Fraude Fiscal, Fondos Reservados …)

Lo cierto es que, como decía un poco mas arriba, esto es imparable. Y siguiendo el ejemplo de Bitcoin han salido a escena innumerables “criptomonedas”, buscando su espacio en el mercado. Bitcoin es ya una moneda “veterana” y algunos usuarios empiezan a verle carencias y a “pedir mas ”.

 

 

La Fauna de las Criptomonedas.

Bitcoin es ya “veterano” y el mercado empieza a necesitar nuevas características. Hay voces que piden que sea más complicado “fabricar” bitcoins, (sus motivos tendrán), ya que los ordenadores de hoy día son cada vez más y más potentes.
Otros piden mayor anonimato en las operaciones y en los movimientos de dinero, ya que bitcoin no les merece toda su confianza. Por el contrario, bancos y gobiernos (incluso con colaboración de Microsoft o de Sony) buscan una criptomoneda que sea perfectamente rastreable, y que se pueda saber en todo momento por las manos que ha pasado desde el día en el que se fabricó.

Así aparecen criptomonedas como Monero orientada al anonimato, Ripple, orientada a Bancos y Entidades Financieras, o Ethereum, que amplía el concepto de “moneda” y se considera un “contrato”.

En Cryptocompare os dejo una lista.

 

 

¿Límites? Ninguno.

¿Y porqué no? La cadena de supermercados “rojo” quiere una criptomoneda suya propia que pueda sustituir a sus vales, ya que han detectado alguna falsificación, y que solamente sirva para pagar dentro de sus supermercados rojos.

¿Una tontería? Bueno, aquí os dejo más tonterías:

Un apunte “curioso” para los inversores con visión de futuro: Cabe reseñar que las criptomonedas de orientación canábica están en alza, se están revalorizando mucho desde que se conoció la noticia:

BBVA, Bankinter y La Caixa apuestan por la marihuana.

Creo que va siendo hora de terminar el artículo. Se han quedado fuera bastantes temas interesantes como puedan ser dónde y cómo comprar / vender bitcoins (y todo tipo de criptomonedas), instalación y gestión de carteras y mineros (cada criptomoneda tiene su sistema), tarjetas “bancarias” de distintas entidades que trabajan con estas monedas, impuestos, comisiones y precauciones que hay que tener al introducirnos en este mundo.

Para quienes queráis profundizar en este interesante mundo, os recomiendo una visita a Cryptocompare.com.

Un saludo.

Raúl Ibilcieta.

Si no pagas por algo, no eres el cliente, eres el producto.

Esta frase, acuñada por Andrew Lewis, es conocida ya desde hace bastante tiempo. Recientemente, y tras la revelación de los últimos acontecimientos ocurridos alrededor de FaceBook y su “Fuga de Información”, vuelven a tener relevancia y hoy más que nunca, podemos afirmar que, “En Facebook no eres usuario, eres producto”.

Se ha convertido en un acto habitual y cotidiano, compartimos datos personales tales como fotografías, aficiones, estados de ánimo, localizaciones físicas (estoy de vacaciones en ….) y un largo etcétera de información sensible. Desde hace muchos años, todas la aplicaciones están accediendo NO SOLO NUESTRA INFORMACIÓN PERSONAL, SI NO TAMBIÉN A LA DE NUESTROS CONTACTOS, bien sean amigos, familiares o compañeros de trabajo. Y todo esto sucede de una forma perfectamente transparente y normalizada. De esta forma alimentamos enormes bases de datos cuyo objetivo no podemos siquiera imaginar.

Ante semejantes hechos, hay quien piensa: ‘¿A mí qué más me da que usen mis datos para vender publicidad, si yo no tengo nada que ocultar?’. Lo cierto es que las personas seguimos valorando nuestra intimidad, pero en realidad, no somos conscientes de la pérdida de libertad que esto nos supone, y del grado en el que puede llegar a afectarnos ser “ese producto” que permitimos ser.
Habría que preguntar a la gente si permitirían que se les implantase un “chip” en la cabeza. La respuesta sería un NO rotundo. Sin embargo, cuando subimos algo a Facebook, a WhatsApp o a Instagram, le estamos diciendo a Facebook (la empresa matriz) lo que pensamos.

En realidad, ¿Cuanto valen nuestros datos? ¿Cuánto vale tu contraseña, tu localización GPS o tus datos médicos?. Al parecer, la media es INFERIOR a 20$.
Trend Micro, la empresa japonesa de antivirus, ha realizado un estudio donde nos da cifras.
Os aconsejo mirar el resumen completo. Para ir abriendo boca, os adelanto unos datos:

  • Hombre/Mujer: 02,9 $
  • Nombre: 03,9 $
  • N.º de Tfno.: 05,9 $
  • Cumpleaños: 05,9 $
  • Casad@/Solter@: 08,3 $
  • E-mail: 08,0 $
  • Fotos/Vídeos: 12,0 $
  • Dirección Física: 13,0 $
  • Localización GPS: 16,0 $
  • Historial compras (Tarjeta): 20,0 $
  • Miembros de la familia: 23,0 $
  • Contraseñas Internet: 76,0 $
  • Historiales médicos: 60,0 $

Resulta decepcionante comprobar, tras semejante despliegue de fuerzas para conseguir nuestros preciados datos, que -según según Trend Micro-, el valor medio de nuestra vida es de 19,60 $.

Para finalizar este artículo, quisiera devolveros la confianza y regalaros un poco de MAGIA. Se trata de un mago (un vidente) en un Reality Show. Lógicamente, relacionado con el tema que nos ocupa.

Dave adivina el Futuro.

Un saludo.

Raúl Ibilcieta

 

Raúl Ibilcieta

FORMACIÓN 2018.

ENERO 2018.

S.D.C. Echavacoiz

Seguridad en SmatPhones y Dispositivos Móviles.
23 y 25 de Enero.

AIN. Asociación de la Industria Navarra.

CIBERSEGURIDAD: RECOLECCIÓN DE INFORMACIÓN (FOOTPRINTING and FINGERPRINTING)

Del 30/01/2018 al 30/01/2018
De 9.00 – 14.00 horas (5 horas)

http://formacion.ain.es/Folleto.asp?CodAccion=7553

 

FEBRERO 2018.

Rodoia Navarra.

Ciberseguridad: Seguridad de la Información

Del 12 de Febrero al 13 de Marzo

https://www.rodoia.com/cursos-de-formacion/area-informatica/

 

AIN. Asociación de la Industria Navarra.

CIBERSEGURIDAD: ANÁLISIS Y EXPLOTACIÓN DE VULNERABILIDADES

Del 28/02/2018 al 28/02/2018 (5 horas)
De 9.00 – 14.00 horas

http://formacion.ain.es/Folleto.asp?CodAccion=7554

  

ABRIL 2018.

AIN. Asociación de la Industria Navarra.

CURSO DE SEGURIDAD INFORMÁTICA.

Del 12/04/2018 al 03/05/2018 (28 horas)
De 09.00 – 14.00 y de 15.30 – 17.30 horas


Scroll to Top

Utilizamos cookies para poder ofrecerte una mejor experiencia de navegación en nuestra Web. Si continúas la navegación, asumimos que estas de acuerdo. Más Información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar